Close

f

mayo 21, 2018

Los intentos de un colado en listas de las Farc para frenar su extradición

bacrim
https://www.elespectador.com/noticias/judicial/los-intentos-de-un-colado-en-listas-de-las-farc-para-frenar-su-extradicion-articulo-789515mayo 21, 2018

A Rubén Durán Moreno, mejor conocido como Gato, lo solicita la Corte del Distrito Este de Nueva York por seis cargos federales de narcóticos. Tras ser excluido de las listas de integrantes de las Farc que se acogieron al proceso de paz, ahora Durán Moreno intenta en los estrados judiciales frenar la orden de extradición que ya tiene aval de la Corte Suprema y del Gobierno Nacional.

El dossier de los Estados Unidos señala que Durán Moreno hacía parte de una organización liderada por Román Narváez Asnazoy, alias Ramón, que entre 2009 y 2013 produjo grandes cantidades de cocaína en el departamento del Cauca para enviarlas a ese país. Gato hace parte de los 25 narcos que fueron excluidos por el Gobierno de las listas, tras evidenciar que no hacían parte de las filas de la guerrilla.

(Le puede interesar: Niegan libertad a Tito Aldemar Ruano, el narco que quería colarse a la JEP)

Esa exclusión se materializó en la resolución 029 de septiembre 22 de 2017 de la Oficina del Alto Comisionado para la Paz y fue confirmada en noviembre siguiente. Ese mismo mes, el presidente Juan Manuel Santos concedió la extradición de alias Gato, mediante la resolución 385 del día siete de ese mes y, aunque su defensa la cuestionó, fue confirmada en febrero de 2018.

Por eso, acudió al Consejo de Estado y presentó una acción de cumplimiento con la que buscaba ser reconocido como integrante de las Farc y suspender su salida hacia los Estados Unidos. Entre sus argumentos está que supuestamente la Oficina del Alto Comisionado para la Paz no podía excluirlo del listado porque esa potestad solo la tendría la Jurisdicción Especial para la Paz.

No obstante, en decisión tomada en días pasados, la Sección Quinta de ese alto tribunal rechazó el nuevo recurso de alias Gato y enfatizó en que, si bien su defensa también presentó una tutela, realmente en ninguno de estos recursos ha podido controvertir los hechos que sustentaron la decisión del Gobierno.

En específico, “la operación que llevó a la incautación de la cocaína en Timbiquí, la detención con fines de extradición ligada a estos hechos, la exclusión de los listados entregados por las FARC por solicitud de la propia organización guerrillero y el concepto favorable rendido por la Corte Suprema de Justicia dentro del trámite de extradición”. Precisamente, la Corte Suprema en el fallo que dio vía libre a su extradición, el pasado 11 de octubre de 2017, dejó en claro que “Rubén Durán Moreno no ostenta la condición de integrante de las FARC-EP que adujo”.